sábado, 30 de julio de 2011

Debut soñado para Colombia (4-1)

14Disparos13
4Saques de esquina8
0Tarjetas amarillas1
0Segunda tarjeta amarilla y tarjeta roja0
0Tarjetas rojas0
55%Posesión del balón45%


La selección de Colombia tuvo un estreno soñado en la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA al imponerse 4-1 a Francia en un vibrante encuentro disputado el 30 de julio en Bogotá. Los cafeteros, que brillaron ante un estadio exultante, saltaron a la cima del Grupo A y sueñan con sellar su clasificación a octavos de final.


Motivada por un público eufórico, Colombia salió a por todas en los primeros instantes del partido. El mediocampo presionó en todos los sectores y James Rodríguez, junto a Luis Muriel, encabezaron las jugadas más peligrosas. No obstante, el primer sacudón lo produjo Michael Ortega con un tremendo derechazo lejano que fue a estrellarse contra el travesaño.

Por el lado galo, Gilles Sunu y Antoine Griezmann encabezaban los contragolpes más peligrosos. El número 10 probó a Cristian Bonilla con un buen remate de derecha y el número 11 hizo lo propio con izquierda, aunque el portero se mostró ágil para responder de forma magistral en ambas ocasiones.

El encuentro se volvió de ida y vuelta, por lo que ambos poteros debieron revolcarse en varias oportunidades para mantener en cero el marcador. Sin embargo, cuando parecía que los cafeteros se arrimaban al festejo, llegó lo impensado: Sunu eludió a un rival con un taco sutil, para luego despachar un tremendo zurdazo que fue a morir al fondo de la red (0-1, 21’). El festejo de los franceses contrastó con el silencio impactante de El Campín.

El local acusó el golpe y fue en búsqueda del empate. Lo conseguiría rápidamente: Santiago Arias fue derribado dentro del área por Kalidou Koulibaly y el árbitro sancionó penal, que cambiaría por gol James Rodríguez para dejar todo como al principio (1-1, 30’). Los chicos de Eduardo Lara pudieron dar vuelta el resultado con llegadas francas de José Valencia y Ortega, pero la falta de precisión en el último toque llevó el empate al descanso.

Lluvia de goles
El complemento fue un verdadero vendaval ofensivo del conjunto local, que rápidamente tomó ventaja con una soberbia definición de Luis Muriel tras un pase delicioso con el taco de Michael Ortega (2-1, 48’). Los franceses fueron en búsqueda del empate y desperdiciaron varias situaciones inmejorables, incluida una insólita definición ancha del ingresado Alexandre Lacazette cuando Cristian Bonilla ya estaba vencido.

Y tanto fallaron los europeos, que Colombia no perdonó: Santiago Arias con un toque en el segundo palo (3-1, 64’) y Luis Muriel con un zurdazo seco (4-1, 66’) liquidaron un encuentro que pudo terminar con una diferencia mayor, de no ser porque Jonathan Ligali le detuvo un penal más a James Rodríguez.

Los franceses buscarán recuperarse de este duro golpe el próximo 2 de agosto cuando enfrenten a la República de Corea mientras que Colombia, motivada por la goleada, intentará sellar su clasificación ante Malí.