viernes, 29 de julio de 2011

Brasil No Pudo Con Egipto Tras Igualar A 1 Gol


EgiptoBrasilBRA               1 - 1                    EGY
15Disparos15
12Saques de esquina5
2Tarjetas amarillas4
0Segunda tarjeta amarilla y tarjeta roja0
0Tarjetas rojas0
56%Posesión del balón44%
Brasil y Egipto dividieron honores al igualar 1-1 en su debut en la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA, en un partido correspondiente al Grupo E, disputado en Barranquilla, el 29 de julio del 2011. En un partido con aproximaciones en ambos arcos y con varias emociones, los dos equipos carecieron a la hora de definir frente al marco.

El encuentro arrancó rodeado de una gran atmósfera. La ceremonia de inauguración fue espectacular y creativa, emocionando a los seguidores que se dieron cita para observar el encuentro. Ambos equipos salieron a la cancha con la consigna de atacar la portería rival.

Así lo manifestó Mohamed Salah en el primer minuto de juego, quien escapó por la banda y recortó hacia el centro, generando un disparo que no inquietó la meta rival, pero sí animó a los aficionados que alentaban a Egipto.

Brasil no se quedó con los brazos cruzados, Casemiro se lanzó por el centro de la cancha y habilitó a Oscar, que eludió a su oponente y sacó un potente disparo que salió alejado de la portería.

Los primeros minutos se mantuvieron bastante movidos, con aproximaciones en ambas áreas. Y fue con un gran remate de cabeza de Danilo con el que se abrió el marcador. Philippe Coutinho lanzó un tiro de esquina y el jugador brasileño no desaprovechó la oportunidad de mandar la pelota al fondo de las redes, sin que el guardameta Ahmed Elshenawi tuviera alguna oportunidad de evitarlo (1-0; 12’).

Egipto no se desanimó y siguió atacando. Y pocos minutos después tuvieron su recompensa, cuando Omar Gaber aprovechó una desconcentración de la defensa y con tranquilidad pudo definir en el centro del área (1-1, 26').

Sin modificaciones
La segunda parte siguió en la misma tónica: ambos equipos generando jugadas y creando variantes al atacar. A los diez minutos de juego un fuera de lugar impedía que Brasil, insistente al frente, ampliara el marcador.

Egipto seguía sin achicarse, pero perdió claridad en la última parte de la cancha. Los dos equipos encontraron la fórmula para neutralizarse y en la segunda mitad del encuentro el marcador permaneció sin alterarse; finiquitando el encuentro con un empate a un gol.